La misión personal de Ximena Alemán en el mundo de las fintechs

Considerada una de las “disruptoras del 2020” por el portal iupana —especializado en noticias sobre tecnologías para el mercado financiero—, la empresaria Ximena Alemán nos cuenta cómo el data journey está fomentando la inclusión financiera de una población que antes se ignoraba.

“Emprender es un proceso de aprendizaje brutal: se aprende sobre negocios, el sector, la empresa y sobre uno mismo. En ese camino, cambias mucho”, dice Ximena Alemán, empresaria uruguaya que, en los últimos cinco años, se ha destacado en el mercado latinoamericano de fintechs.

Ximena es la CBDO (Chief Business Developer Officer) de Prometeo, una de las pioneras en open banking del continente, empresa que brinda una plataforma que facilita, organiza y da seguridad al tráfico de datos financieros, y que permite, además, el monitoreo integrado y estratégico de esa información. Prometeo está presente en nueve países de Latinoamérica.

Ximena Alemán

Con dos títulos de grado,(Contabilidad y Dirección de Empresas y también Periodismo), vivió trayectorias profesionales separadas en cada una de las áreas que estudió, hasta que, como empresaria, vio materializarse la unión de sus conocimientos.

El desempeño de Ximena en la empresa consagró su inclusión en la lista “Disruptoras 2020” del portal iupana, especializado en noticias sobre finanzas. Para los críticos, esta uruguaya es una de las “mujeres más innovadoras en finanzas y servicios bancarios” de la región. Con dos títulos universitarios (Contabilidad y Gestión Empresarial, además de Periodismo), Ximena desarrolló diferentes trayectorias profesionales en cada una de las áreas que estudió, hasta que, como empresaria, vio materializarse la unión de sus conocimientos.

Infraestructura para la inteligencia

“Hay fintechs que usan todo el modelo de datos y otras no. Lo veo así: Prometeo es una ‘ruta’ que ofrece servicios de infraestructura tecnológica para el sector financiero, y hay otras empresas que trabajan en la misma ruta. Entonces, es como si estuviéramos pavimentando juntos, y ese pavimento es lo que nos permite tener la variedad de fintechs que tenemos hoy.

Existen carencias tecnológicas y, felizmente, hay una ola de fintechs de infraestructura que trata de solucionar los problemas tecnológicos de ese segmento. Entonces, sí hay instituciones que todavía no tienen los recursos para hacer una buena utilización de datos y ofrecer los mejores servicios financieros. Esa es la base del open banking: que los servicios financieros puedan acceder a los datos que el usuario ya informó y, entonces, adaptar su servicio y su producto a cada usuario de su base.”

Protección vs. Innovación

“El mercado cambió bastante y creo que el proceso de evolución de las fintechs está bastante facilitado. Hace cinco años, cuando el sector realmente despegó en Latinoamérica, había una competencia de bancos contra las fintechs, que todavía existe, pero hoy es pequeña.

En la actualidad, en Latinoamérica, las fintechs están invirtiendo justamente en los usuarios no bancarizados. Hay empresas pequeñas y medianas que no tienen acceso a crédito, una gran cantidad de personas que no tienen cuenta en bancos o que está poco bancarizada. Las cifras de financiación del sector son voluminosas, debido a la capacidad de atender esa demanda. Por eso, el sector ha crecido tanto (nota: para ejemplificar, el número de empresas en el sector aumentó el 14% en México, el 16% en Perú, y el 34% en Brasil, según instituciones locales). “

Sin miedo a pivotar

“Prometeo es nuestro tercer pivote [en el universo de las startups, ‘pivotar’ tiene relación con decidir qué rumbo de actuación tomará la empresa, muchas veces transformando su propósito original]. Nuestra primera idea era crear una ‘billetera electrónica’ con foco en el sector de distribución en Montevideo, pero las nuevas reglas, muy complejas, establecidas por el Banco Central de Uruguay, inviabilizaron la TePago.

Pivotamos para una tecnología de PFM [Personal Finance Manager, o gerente de finanzas personales]. Inspirados en la brasileña GuiaBolso, creamos Ábaco. Estudiamos bastante el sector, y constatamos que la mayor parte de los pequeños empresarios en Latinoamérica usa una única cuenta bancaria para sus finanzas personales y para la empresa. Queríamos generar funcionalidades que permitieran al microempresario comprender mejor su cuenta bancaria, pero fue difícil monetizar el negocio.

Sin embargo, paralelamente, estábamos teniendo muchas reuniones con otras fintechs y con instituciones financieras tradicionales, y nos llamaba la atención la posibilidad que teníamos de acceder a información bancaria y encaminarla al usuario de forma procesada —es decir, estandarizada, categorizada—. Podríamos usar esa información para ofrecer un servicio a partir de esta.

La respuesta fue muy buena. Al mismo tiempo, el open banking ya estaba regulado en Europa y comenzó a tener más visibilidad. En 2018, también se liberó en México. Pensamos, entonces, en crear una plataforma de apps estandarizada y ofrecerla a las fintechs como un producto en sí mismo. Rápidamente conquistamos algunos clientes en Colombia y ese fue el kickoff de Prometeo.”

Presencia femenina

“Hay más mujeres emprendiendo en las fintechs. Yo personalmente tengo mi hipótesis: las corporaciones ofrecen menos facilidades en materia de desarrollo y flexibilidad para que las mujeres asciendan en sus carreras profesionales. Eso se convierte en un incentivo natural para emprender fuera del campo corporativo. Me parece razonable que las fintechs sean uno de los sectores más atractivos. Hay muchas mujeres con formación en marketing, con habilidades complementarias a las de los cofundadores masculinos, más técnicos: es un match natural.

Además, las fintechs unen dos herencias tradicionalmente masculinas: la bancaria y la tecnológica. Pero el mindset tecnológico es más progresista y acostumbrado a la diversidad. Aun así, podría haber todavía más mujeres en este universo. Por ejemplo, en las fintechs lideradas por mujeres, las cifras aportadas por inversores son un 50% menores en comparación con las lideradas por hombres [según Deloitte]. Cuando una mujer hace un pitch, tiene tres veces menos chance de recibir inversiones que un hombre.”

Sin palabras no hay números

“Durante mucho tiempo pensé que nunca más haría algo vinculado a los números. Trabajé en medios de comunicación, fundé una agencia de contenido y, de repente, la vida me llevó para otro lado. Emprender en fintechs fue una decisión intuitiva y la experiencia anterior en comunicación fue fundamental. Todas las financiaciones que obtuvimos en nuestros inicios vinieron de las palabras. Lo que los inversores veían era lo que decíamos. En las fases iniciales de una empresa, el trabajo es, básicamente, comunicar.”

Orange Business Services

Orange Business Services, división del Grupo Orange dedicada al universo B2B, es un proveedor global de servicios de TI y comunicaciones, estratégicamente posicionado para permitir que la transformación digital ocurra de forma fluida, garantizando el mayor beneficio posible a sus clientes, independientemente de los sectores dónde operen.